Amir Taheri en el Jerusalem Post: “Llevará meses conocer de lleno el impacto en política exterior de la victoria demócrata. Pero una cosa quda clara: los elementos radicales en Oriente Medio ven la reciente derrota del republicano GW Bush como una victoria de ellos mismos”.

La flamante nueva presidenta del Congreso, la anti-war Nancy Pelosi, ante los representantes del lobby AIPAC: “Una cosa, sin embargo, permanece estable. El compromiso americano para con la seguridad del Estado de Israel. America e Israel comparten una inquebrantable alianza”.

Anuncios